Uno de los procedimientos odontológicos más importantes que existen en la actualidad es la ortodoncia, esta es una tarea integral que se enfoca en corregir la posición de los dientes que presenten una ubicación inadecuada en la boca, la cual puede generar dolores en la mandíbula, problemas al masticar, deterioro de los dientes y hasta afecciones estéticas. Debido a la importancia que tiene la ortodoncia en la salud oral de las personas, hemos decidido hablar en esta entrada de blog acerca de este procedimiento, sus características, costos, tipos de tratamientos y los síntomas más comunes que pueden indicar la necesidad de los pacientes para realizarse este tipo de intervenciones.

La dentadura de los seres humanos tiene una estructura específica que permite tener una mordida ideal la cual facilita la ingesta de alimentos. Es necesario  procurar un cuidado más prolongado de todos los dientes y generar una sonrisa mucho más armónica desde el punto de vista estético. Cuando la dentadura no cumple con estos parámetros y no está alineada puede que en la práctica funcione correctamente por cierto tiempo, pero es mucho más propensa a deteriorarse en un futuro no muy lejano, incluso porque la ubicación irregular de los dientes hace que la higiene sea mucho más difícil de mantener.

Pero, a ciencia cierta, ¿Cómo sabe un paciente si necesita ortodoncia? Por más evidente que pueda parecer un problema dental es sumamente necesario contar con el acompañamiento de un profesional en odontología especializado en ortodoncia que determine primero cómo están posicionados los dientes de un paciente para posteriormente considerar si es necesaria una ortodoncia y qué tipo de tratamiento es el más adecuado según las necesidades específicas de la dentadura. Para esto es importante contar con diferentes recursos como la historia clínica, radiografías, molduras de los dientes, entre otro tipo de evidencia.

Con el estudio claro de las condiciones del paciente el ortodoncista podrá establecer un plan de intervención que se acople a los objetivos particulares de la ortodoncia, que no es simplemente el cambio de posición de los dientes, sino que implica una modificación en la estructura facial. La elección que se hace de determinado tipo de ortodoncia está supeditada a diferentes factores como el nivel de gravedad de la dentadura, ya que puede haber algunas con desviaciones leves y otras más delicada; el tiempo disponible por el paciente o su capacidad económica. Luego de analizar dichas variables el ortodoncista podrá determinar qué tipo de tratamiento será más eficaz.

El tipo de tratamiento más conocido popularmente es la ortodoncia convencional, la cual se compone de la ubicación de brackets metálicos que abrazan la dentadura superior e inferior generando una presión constante la cual genera el cambio de ubicación desde la raíz del diente. Este tipo de ortodoncia se viene realizando desde hace décadas, por lo que su efectividad ya está comprobada en la práctica, además tiene la gran ventaja de ser un tratamiento económico, aunque poco estético, ya que la estructura se ubica en la parte frontal de los dientes.

Hay un procedimiento de ortodoncia que se parece un poco a la de los brackets convencionales, pero que requiere menos tiempo de tratamiento, estamos hablando de la ortodoncia de autoligado. Estos son brackets que no necesitan de la presencia de ligaduras que sujeten el arco, algo que sin duda alguna deja más espacio entre los dientes, facilitando la higiene, que en el tratamiento convencional se ve más dificultada debido a que la estructura metálica ocupa casi toda el área frontal de la dentadura. Este tipo de procedimiento suele no ser tan económico respecto al convencional, aunque requiere de menos tiempo en su ejecución, algo que puede hacer rentable la inversión.

Por último, en la lista de tratamientos tenemos a la ortodoncia invisible un procedimiento innovador que se basa en la ubicación de alineadores o férulas transparentes que son removibles únicamente para consumir alimentos y realizar una higiene oral convencional, aunque tienen el requisito de ser utilizados en 22 horas al día para que la intervención sea efectiva. La ortodoncia invisible es un tratamiento que usa una tecnología moderna que resuelve necesidades estructurales sin afectar la estética oral del paciente por lo que son casi imperceptibles, aunque cabe resaltar que tiene un costo económico un poco mayor a la ortodoncia basada en brackets.

Tener los dientes alineados trae múltiples beneficios desde el punto de vista estético, funcional y de la higiene oral, por eso si estás interesado en realizarte una ortodoncia o recibir una valoración para saber si necesitas este tipo de tratamientos te invitamos a contactarte con el consultorio odontológico de Carlos Granados.