La sonrisa es un elemento sumamente importante en nuestras vidas debido a que es una de las primeras cosas que los demás perciben de nosotros al vernos. Muchas personas no se sienten a gusto con la posición de sus dientes o la forma que tiene su rostro en la parte de la quijada, algo que, en definitiva, influye en el aspecto de la cara. Para estos casos existe la estética dental, una rama de la odontología que se centra en mejorar las irregularidades dentofaciales que cualquier persona puede tener y que, incluso, podrían llegar a afectar su salud oral.

Es importante tener en cuenta que la estética dental se considera opcional debido a que su función es principalmente ornamental y no de salubridad, aunque en muchos casos puede tener una importante incidencia en aspectos de la salud oral y podría llegar a ser fundamental para prevenir enfermedades graves. 

Por lo general, la mayoría de pacientes que buscan realizarse tratamientos de estética dental lo hacen por razones de forma y color. Es decir, cuando tienen los dientes en posiciones incorrectas e irregulares o cuando tienen su dentadura con manchas o tonos amarillentos debido al desgaste, consumo de ciertas bebidas negras, entre otros factores. Para estos dos retos principales de la estética dental existen tratamientos efectivos que pueden ayudar a armonizar la sonrisa, las formas faciales de las personas y por qué no, ayudar a su salud mental mejorando su autoestima. 

Para problemas de forma e irregularidades en el tamaño de los dientes se recomienda la implementación de la ortodoncia, mientras que para situaciones en las que se quiera disminuir manchas y mejorar el color de la dentadura se recomienda un blanqueamiento dental. Ambos son tratamientos de estética dental con altos porcentajes de efectividad que, inclusive, pueden ir de la mano si el paciente lo desea. 

Lo primero que se debe hacer al momento de plantearse la posibilidad de realizar tratamientos de estética dental de cualquier índole es hacer un análisis particular de cada paciente que incluyan estudios cefalométricos, fotos, videos, radiografías, entre otros insumos que le permitan al odontólogo hacer un análisis clínico general que luego se pondrá a discusión con el paciente para definir los objetivos del tratamiento. Cabe mencionar que antes de cualquier procedimiento de estética dental se debe hacer una limpieza dental para lograr mejores resultados.           

Como la estética dental busca alcanzar parámetros relacionados con la belleza y armonía de la boca, la ortodoncia se usa para cambiar la posición de los dientes en función de buscar ese equilibrio. Este tratamiento sirve para corregir una mala correspondencia dental, mejorar la mordida y alinear los dientes en forma o tamaño. Se hace a través de diferentes tipos de intervenciones que buscan hacer presión constante en la dentadura para que esta tome la posición deseada. 

Entre los tratamientos están los brackets tradicionales que se ubican encima de los dientes y se presionan con un alambre ubicado de manera horizontal. Existen otros procedimientos de similares que buscan disminuir el impacto visual ubicando nodos transparentes o poniendo el sistema por la parte inferior de los dientes. En el caso de que las personas que busquen mejorar su estética dental quieran hacer la ortodoncia y el blanqueamiento, siempre será más recomendable mejorar la posición general de los dientes y luego proceder a darles un color más blanco. 

En cambio, el blanqueamiento es una intervención que se centra en quitar las manchas de los dientes y dejar la superficie esmaltada tan blanca como el paciente lo desee. Suele realizarse en el momento en el que los dientes estén en la posición que mantendrán de manera permanente. Este procedimiento de estética dental tiene varias técnicas de intervención, la más tradicional se basa en sesiones periódicas en las que los dientes son expuestos a componentes químicos constantemente durante varias citas, hasta que el paciente quede a gusto con el color alcanzado.

También existen otros métodos más innovadores de realizar un blanqueamiento dental como lo son la utilización de férulas que se acoplan a la mordida de cada persona. Este proceso de estética dental está diseñado para ser realizado en casa mientras el paciente duerme por las noches, aunque, obviamente tiene un acompañamiento constante del odontólogo.      

Si quieres conocer más información sobre estos tratamientos de estética dental puedes explorar el sitio web www.carlosgranadosodontologia.com y mirar las diferentes opciones a las que puedes recurrir para mejorar tu sonrisa.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *